Menu

PRESENCIA PARAMILITAR EN FUNZA POR MASACRE OCURRIDA EN 2003 SE ESCLARECERÍA EN JUNIO

0 Comments

La Fiscalía General de la Nación anunció el día de ayer que se realizará imputación de cargos a 86 exjefes paramilitares para esclarecer la ocurrencia de 286 actos de violencia ocurridos en el país, entre 1985 y 2006. En el comunicado de la Fiscalía, el ente anuncia que «el próximo 10 de junio ante la Sala de Conocimiento de Justicia Transicional del Tribunal de Santander, la Fiscalía imputará cargos» a varios exjefes paramilitares, entre ellos Salvatore Mancuso, Hernán Giraldo Serna y Juan Francisco Prada. Entre los hechos que se pretenden establecer responsabilidades, está uno muy álgido ocurrido en el municipio de Funza: una masacre de por once personas ocurrido en noviembre de 2003.

Dice la prensa del año 2003, que un campesino funzano descubrió en la finca El Jazmín, en jurisdicción rural del municipio, aledaño al Aeropuerto El Dorado, siete cuerpos desmembrados. Al parecer las víctimas se vieron envueltas en un conflicto que en la época se desarrolló en los Sanandresitos de Bogotá, en donde los grupos paramilitares pujaban por el control comercial y territorial. Aunque no se sabe si los hombres fueron ajusticiados en Funza, hubo casi once desaparecidos por la época de los hechos, todos relacionados con actividades comerciales en los Sanandresitos de Bogotá. Así lo relató El Tiempo:

«Javier*, una de las víctimas, llegó a uno de los centros comerciales de Sanandresito a las 10:30 de la mañana. Antes de la 1:00 de la tarde testigos lo vieron almorzando con sus amigos. Y después, según dijeron a las autoridades, el hombre les comentó que tenía que hacer una vuelta en Facatativá .

Desde entonces no se supo más de él. Otra fuente conocedora del sector explicó que Javier no iba para Faca , que en realidad a todos los seleccionados los habían citado en una bodega, donde se almacenan mercancías.

Ellos no se imaginaban que les habían tendido una trampa. Solo uno se pellizcó y decidió no ir. Allá los estaban esperando sicarios que el patrón había traído de otro lado para hacerlos desaparecer , dice la fuente, refiriéndose como patrón a uno de los jefes de oficina.»

Estos hechos se suman al otro atisbo de presencia paramilitar en Funza, en el asesinato del excandidato a la Alcaldía Aldemar Campos, ocurrido en enero de 2005, es decir apenas 14 meses después de la masacre en El Jazmín. De acuerdo con las investigaciones, el Bloque Capital de las AUC fue el responsable de este crimen, ocurrido en el barrio El Dorado, en pleno casco urbano del municipio.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *